Memorias Flash

Nos encanta almacenar información, por  eso utilizamos estas memorias flash, para capturar momentos o datos, mandarlos a un contenedor de documentos mayor y repetir esta tarea una y otra vez.

Como sabemos que quieres guardar tus fotos de la playa, imprimirlas y crear un álbum con tus vacaciones de ensueño:

Hemos recopilado para ti las mejores memorias rápidas con precios de risa:


Memorias Flash SD y Micro SD con adaptador:


Memorias USB:


Adaptadores USB de tarjetas de memoria flash:


¿Qué tipo de tarjeta SD comprar?

Antes de comprar, considera que para el caso de memorias externas SD o Micro SD tienes que tener en cuenta el tamaño de estas y el dispositivo en el que la vas a utilizar.

Por ejemplo, los teléfonos móviles, en la acutualidad, suelen utilizar las Micro SD y las cámaras digitales las SD. Los ordenadores, a no ser que dispongas de un lector interno o externo solo suelen aceptar las mayores, es decir las SD y en algunos casos ninguna de ellas.

Pero no te preocupes, hay multitud de adaptadores para PC. Muchas Micro SD vienen con una carcasa de plástico que se une a la micro tarjeta y se adapta al tamaño que reconocen las cámaras y los ordenadores.

Por eso nosotros te recomendamos que compres las más pequeñas pero siempre con sus adaptadores a todos los tamaños. Es unos céntimos más caro, pero merece la pena ya que puedes adaptar tu Micro SD a cualquier dispositivo.

Además también existen multitud de lectores USB tipo Hub, que reconocen todo tipo de tamaños de memorias flash para tu ordenador.

¿Cuál es el mejor dispositivo de almacenamiento?

Esta es una pregunta que nos solemos hacer muy frecuentemente cuando necesitamos dispositivos de memoria, pero como muchas otras cuestiones en el mundo de la informática, la respuesta es: Depende para qué.

Según el uso que vayas a darle y la cantidad de datos que quieras y puedas almacenar en él:

Por ejemplo, los Discos Duros, son capaces de almacenar gran cantidad de archivos, pero su punto débil es la capacidad de transporte. Son moles pesadas y grandes que además requieren de conexión USB y en muchos casos de fuente de alimentación. Por ello no son muy adecuados para el transporte, a no ser que necesites acceder a todo su contenido.

Otra opción sería la de grabar nuestros archivos en CD, DVD o Blu-Ray Disk, el uso de grabadoras y lectores ópticos es una buena opción para disponer de una cierta cantidad de archivos y son muy útiles, pero su gran handicap es que no todos los ordenadores o dispositivos leen todo tipo de discos, y esto es algo muy a tener en cuenta ya que puede que quedemos fatal si los necesitamos en una situación muy concreta.

Por esto, al final la decisión siempre es tuya, pero lo que siempre te recomendaremos es que analices bien, para qué vas a usar realmente cada dispositivo que compres, ya que la respuesta a esa pregunta determinará tu satisfacción.